‘Pacific Chair’, la silla que inundará los 12.000 escritorios del Apple Park

Con su silueta lineal de diseño discreto y principio de 'rendimiento absoluto', la silla 'Pacific Chair' resulta ideal para cualquier interior contemporáneo

Arte + Música + Diseño, Trending  /   /  By Claudia Ayús

‘Pacific Chair’ es el resultado de 5 años de trabajo por parte de los diseñadores industriales Jay Osgerby y Ed Barber, fundadores del estudio Barber Osgerby. Esta silla ocupará los 12.000 escritorios del nuevo Apple Park. Una inversión de más de 14 millones de dólares ya que el precio del modelo más económico es de 1.200 dólares, aunque puede alcanzar hasta los 3.500 dólares dependiendo de la tapicería y otros detalles.

 

 

La silla fue un encargo del fabricante de muebles Vitra, en 2012, buscando un diseño funcional y ergonómico que no fuese técnico o llamativo. Más bien, la idea era que fuese “silenciosa”, con curvas suaves que pudiesen mezclarse en cualquier parte, incluso en un hogar. El desarrollo obedeció al principio de «rendimiento absoluto, diseño discreto» y consiguió una armoniosa combinación de ambas características.

 

El resultado fue tan bueno que cuando finalmente salieron a la venta en 2017, el primer comprador fue  el mismísimo Jony Ive para ponerlas en todo el Apple Park. Tal y como comentan los diseñadores, una vez que se reunieron entre amigos junto con Jony Ive, casualmente no encontraba ninguna silla que le gustara para las nuevas oficinas de Apple. El jefe de diseño de Apple vio la silla en la que estaban trabajando, levantó una ceja y dijo: “eso es interesante”.

 
 

De entre las diferentes opciones de diseño de la Pacific Chair, Jon Ivy quiso una tan simple que pareciera ‘inevitable’. Eligió una fabricada en una tela hecha a medida en azul marino, seguramente con aluminio y nada de plástico. La silla Pacific está pensada para integrarse y diferir a un diseño de interiores, de una manera que las sillas de oficina casi nunca lo hacen.

 

En comparación con la silla por excelencia para las oficinas desde 1994, la Aeron Chair, cuyo exoesqueleto estaba destinado a ajustarse al tuyo, de modo que pudieras sentarte durante horas con una comodidad suprema, la silla Pacific está diseñada para un espacio de trabajo que llega a parecerse a una sala de estar, donde los muebles adquieren un aspecto completamente nuevo.

 

 

Hoy en día habrás notado que el ideal predominante de trabajo es un coworking, un lugar en el que pasas la mayor parte del día colaborando con otras personas y en el que las reuniones y las teleconferencias son el centro de la jornada laboral. Teniendo en cuenta estos principios, el mecanismo sincronizado que posee la silla responde automáticamente al peso del usuario, ofreciendo una sensación inmediata de comodidad. Gracias a los elementos de control ocultos en una posición intuitiva, los ajustes se realizan con mayor precisión de forma rápida y sencilla.

 

Si confías plenamente en el ojo de Ivy y además te ha convencido lo que te hemos explicado por aquí, puedes conseguir una silla Pacific para trabajar cómodamente y pasar muchas horas delante del ordenador sintiéndote como un trabajador más del Apple Park.

Comments

comments

Sobre el autor

Posts relacionados

Tras el escándalo de Cambridge Analytica, nos pareció oportuno compartir un listado de acciones...

Los avances en automatización están aumentando rápidamente y las nuevas tecnologías se presentan...

El pasado viernes 13 de abril, Elon Musk admitió en Twitter que la excesiva automatización de la...

Deja tu comentario

Simple Share Buttons