Tan solo quedan unas horas para que lances el bolígrafo al aire, recojas tu mesa y digas a todos “feliz puente”. Si te has organizado bien, tendrás la maleta esperando en casa o mejor, te la habrás llevado al trabajo para no tener que ir a casa a por ella.

giphy-3

Parece que este fin de semana no va a hacer muy buen tiempo (como siempre pasa en vacaciones) pero está claro que todo depende del lugar que hayas elegido para relajarte, así que, SUERTE.

Es verdad que en vacaciones la mayoría dejáis de lado el teléfono para que nadie os interrumpa y así poder relajaros al 100%, pero después de comer, antes de ir a dormir es el momento en el que la gran mayoría acude a Instagram, Facebook, Snapchat para ver si los demás se lo están pasando tan bien como tú o mejor. Así que hemos pensado en ofrecerte algunas cosas que puedes hacer mientras estás de vacaciones para olvidarte de lo que está haciendo el resto y centrarte más en que las tuyas sean las mejores.

1. Algo que escuchar.
Hoy ha salido el nuevo disco de Drake, Views (que estoy escuchando ahora mismo) y es perfecto para que lo escuches durante la operación salida mientras estás con tus colegas porque además es laaaargo (20 canciones). Más que un disco parece el audio de una película: sonidos, ambientación, voces, teléfonos sonando y, como no, la inconfundible, agradable, sensible y dulce voz de Drake.

giphy-4

2. Algo para ver.
La NASA ha conseguido grabar una explosión de radiación del sol (llamarada de nivel medio) en 4K. Nunca antes visto con tanto detalle y calidad.


i.chzbgr

3. Una promesa para romper.
No dudes de si llevarte ropa de deporte o no porque lo más seguro es que no vayas a hacerlo. Te ocupará más espacio en la maleta y cada vez que veas las zapatillas y el chándal te sentirás peor. Lo mejor es dejarlo en casa porque así no te creas expectativas que no vas a cumplir.

200

4. Una preocupación menos.
Déjale comida al gato o pídele a un amigo que se encargue de él. No te preocupes porque esté solo, sabe entretenerse mejor que tú y te necesita menos que tu a él (si tiene comida, bebida y el arenero limpio).

giphy (1)

5. Una preocupación más.
Si vas a una casa de Airbnb acuérdate de preguntar si incluye cosas básicas como: cafetera, sal, papel higiénico, aceite, porque la mayoría de veces no y es una p$t@d¢ llegar a una casa perdida en mitad de la montaña y tener que volver al pueblo a hacer la compra.

giphy (3)

6. Algunas alternativas al mal tiempo.
Si hace mal tiempo no te deprimas, hay muchísimas cosas que puedes hacer: jugar a juegos de mesa porque, aunque te parezca infantil no lo es, pues estudios demuestran que jugar es tan beneficioso para nuestra salud física y mental como dormir las horas suficientes, comer bien o hacer ejercicio.

También puedes leer, hablar (sí, es algo que a veces cuesta pero créeme que mola y es un buen momento para ponerte al día con tus amigos/familia), salir a hacer fotos, recluirte en un café/bar o preparar una buena cena para tu pareja y aunque esto suena menos sexy puede que te sorprenda lo bien que puedes sentirte después de hacerlo: visitar un museo.

giphy (4)

7. Un momento foodie.
Olvídate de comer sano, por lo menos el 50% de las comidas que harás fuera de casa. Si te vas a Segovia te comerás un cochinillo y si te vas a otro país querrás probar los dulces y platos típicos de allí y de verdad que no será lo más sano que puedas comerte.

200-1

8. Un problema para tu “yo del futuro”.
Vas a sobrepasar el presupuesto que tenías pensado, así que no te agobies y enjoy it. Trabajas para ello.

giphy (5)