Seguro que te ha pasado. Llegas a casa cansado, después de un largo día de trabajo. Te preparas la cena y te sientas en el sillón a ver una peli en Netflix… O una serie… Bueno, esa no… Esa tampoco… Esa te la han recomendado, pero ahora no te apetece. Netflix tiene la solución a tus problemas: el modo aleatorio, ya no tendrás que estar pasando más tiempo eligiendo qué ver que viendo realmente.

A lo largo del día hacemos muchas decisiones, algunos llegan a decir que hasta 35.000 (pero otros creen que nos podemos quedar en 70 decisiones tomadas al día). Y esto puede terminar cansando. De hecho, se le llama “fatiga de decisión” a la creencia de que nuestra capacidad de tomar buenas decisiones se va agotando según realizamos más y más. Y esta fatiga le está saliendo cara a Netflix: esta plataforma considera que tiene entre 60 y 90 segundos para llamar tu atención o, a medida que pase el tiempo, te verás más tentado a cambiarte de plataforma o de hacer cualquier otra actividad.

[Terminamos rindiéndonos y hacemos otra cosa. Créditos: Getty Images]

Resulta que, en general, los millenials estadounidenses pueden llegar a tardar 9,4 minutos en decidir qué ver.  Esos son los que más tardan, las personas entre 35 y 54 tardan unos 8 minutos y las más mayores tardan unos 5. Bastante alejado de ese minuto de oro, ¿no? Por eso han creado el modo aleatorio, donde solamente tienes que darle al botón y disfrutar de lo que el algoritmo creerá que más te gustará (y si no, siempre puedes darle al azar otra vez). De momento, esta herramienta solo está disponible para televisiones, pero en caso de que vayas a ver una película con alguien, no tendréis que discutir tanto.

¿Cómo deshacernos de esa fatiga?

Estamos cansados de tomar decisiones, hasta ahí llegamos todos. Y cuando estamos cansados de hacer algo, al final dejamos de hacerlo. “Hoy voy a comer algo sano, como una ensalada… Tengo que comprar lechuga, ¿de qué tipo?… Y tomate, ¿cuántos compro para que no se me pongan malos?… Y tengo que comprar… ¿Y si mi compro una pizza?”. Es normal, por eso Netflix ha sacado su modo aleatorio, para que no tengamos que pensar. Pero eso no lo podemos aplicar con todo. Así que una de las mejores opciones que puedes hacer es tomar decisiones únicamente con lo que sea realmente necesario.

En algunas ocasiones, lo que puedes hacer es programar las cosas (y claro, cumplir con lo que te has propuesto). No es lo mismo decidir todos los días si salir a correr o no que ponernos una alarma que nos diga que es momento de ponernos las zapatillas. Claro, puedes apagar la alarma, ¿pero lo vas a hacer siempre? Establecer una rutina hará que tengamos que estar pensando menos en qué tomar de desayuno o qué hacer los miércoles por la tarde.

[Demasiadas cosas que decidir a lo largo del día. Créditos: Unsplash]

En otras ocasiones, lo mejor es guiarte por tu intuición o simplificar la toma de decisiones. A veces no es sencillo, porque no todas las decisiones lo son. Aquellas que sean más complicadas hay que trabajarlas lo primero y priorizarlas. Y el resto de las decisiones que vendrán después hay que tomarlas con comida en el estómago, porque si tenemos hambre es más probable que seamos más impulsivos.

Direct: el canal de televisión de Netflix

Con cada vez más plataformas y con catálogos tan variados, es normal que cada vez nos cueste más elegir qué ver y echemos de menos la televisión convencional. Esta es otra de las herramientas que Netflix también está probando, aunque solamente en Francia, donde ofrecen un canal con contenidos programados las 24 horas del día. Estos contenidos no son personalizados, pero eso te permitirá descubrir cosas que jamás hubieses pensado.