Siempre digo que la realidad supera a la ficción, y la realidad se empeña en darme la razón casi todos los días. El mundo real es un lugar fascinante porque, todo lo que parecería forzado o poco creíble para una obra de ficción, lo podemos ver en nuestro día a día. Como los lobos robot japoneses.

Pese a que estemos acostumbrados en Rewisor a hablar de robots y de sus múltiples utilidades, lo que hoy os traemos ha conseguido sacarnos una sonrisa de incredulidad, algo que está al alcance de muy pocas noticias.

[Crédito: Unplash]

Pero vamos al lío, que hay tela que cortar. En la ciudad de Takikawa, Japón, tuvieron en 2019 la alarmante cifra de 157 ataques de osos a población civil. Algo completamente impensable en casi cualquier lugar del mundo, menos en Memphis. Y la cuestión es que estos ataques no parecían ir a menos… sino todo lo contrario.

Por eso, desde el ayuntamiento de la ciudad decidieron que algo había que hacer, sin saber que el proceso de ideas y soluciones acabaría en un despliegue de lobos robot por todo el territorio.

Y lo mejor de todo esto es que la idea no es solamente genial (y bastante terrorífica), sino que además es muy efectiva, ya que en lo que va de año no ha habido ningún ataque por parte de los osos (gracias coronavirus por darnos un respiro en algo).

Los expertos de la zona justifican estos ataques (que en el pasado no se daban) a que los osos han ido perdiendo hábitat natural, que los humanos se han ido adentrando en sus zonas naturales y que hay una gran escasez de bellotas, el alimento principal de estos animales. Así, en el fondo, lo que esperamos es que el ayuntamiento de Takikawa aborde el problema real de todo esto, que son los osos y su supervivencia.