Spot es el conocido robot diseñado y fabricado por la empresa Boston Dynamics. Este robot, de aspecto perruno, ha protagonizado impresionantes videos de Youtube donde le hemos visto subir y bajar escaleras con soltura, abrir puertas como los velociraptores de Jurassic Park y hasta meter vasos sucios en el lavaplatos. 

Lo que hasta ahora no habíamos visto es a uno de estos robots pastoreando un rebaño de ovejas. Como si de Babe, el cerdito valiente, se tratase, Spot ha asumido el rol de Niebla o Rintintín y se ha hecho con el control de un rebaño de ovejas en Nueva Zelanda. 

La empresa autora del vídeo es Rocos, una empresa de cloud especializada en la gestión de robots a escala de Nueva Zelanda que se fundó en 2017, que acaba de anunciar un acuerdo con Boston Dynamics para diseñar misiones en remoto de Spot, el perro robot de la compañía norteamericana. 

La propuesta de Rocos es innovadora y, si bien el perro-robot pastor está lejos de ser una realidad, lo que ambas compañías van a comenzar a hacer es utilizar las capacidades autónomas de Spot para explorar territorio desconocido, recoger distintos datos y, en el caso de que sea necesario, intervenir.

No sabemos muy bien qué significa intervenir para un perro robot autónomo, pero viendo su trayectoria no sería descartable que pudiera ahuyentar a algún depredador que pusiera en peligro el rebaño.

Spot está a la venta en Estados Unidos por el módico precio de 74.500 dólares. Algo caro para una mascota que no tiene sentimientos y que no va a buscar tu cariño cuando llegues a casa.

Es cierto que tampoco te pedirá que le saques a la calle para hacer sus necesidades y que tampoco se pondrá enfermo, de hecho, podría decirse que es una mascota para toda la vida. A algunos personajes, como Jeff Bezos, parece haberle encandilado. Y tú, ¿sustituirías a tu mascota por este robot?