Mascarillas quirúrgicas, mascarilla N95, mascarillas de tela, mascarillas de neopreno, mascarillas de colores, mascarillas de plástico… las hay de todos los colores, formas y materiales, porque el coronavirus nos ha metido tal golpe que toda precaución es poca. Pues bien, ha tenido que llegar Razer con su mascarilla a dejarnos con la boca abierta.

Durante el CES 2021 (que se está celebrando ahora) la compañía especializada en periféricos e informática Razer ha presentado varias novedades: Project Hazel y Project Brooklyn. Lo primero es una mascarilla y lo segunda una silla.

[Crédito: Razer CES 2021]

Y como lo que nos llamó la atención es Project Hazel hoy sólo hay hueco para hablar de este prototipo que, ojalá, se convierta en realidad pronto.

Pues bien, la mascarilla de Razer presenta todas las novedades y todas las características que pedíamos… y seguramente un par más de regalo. Entradas y salidas de aire con ventiladores de tipo disco reemplazables y recargables (estarán certificados como N95), frontal transparente para poder leer los labios, micrófono para amplificar nuestra voz y que nos oigan bien, bordes de silicona para sellar bien la mascarilla a nuestra cara y, por supuesto, con luces RGB para personalizar al gusto.

[Crédito: Razer CES 2021]

Las mascarilla, además, llevará batería para poder refrigerar y regular de forma activa el aire, ya que no todo van a ser luces leds brillando (o sí, porque es lo que más mola del producto).

Además, la funda en la que vendrá la mascarilla hará de puesto de carga y de limpieza, ya que contará con luces ultravioleta, técnica muy utilizada para desinfectar material sensible y/o quirúrgico.

[Crédito: Razer CES 2021]

Faltan muchas cosas por saber, como la durabilidad de los filtros, el precio de la mascarilla, el peso final, la comodidad a la hora de usarla -ya que damos por supuesto que no será tan ligera como una quirúrgica- y cuando durará la batería.

Pero con lo que ya sabemos os puedo asegurar que ahí fuera ya hay miles de personas ahorrando para hacerse con unas en cuanto salgan. Yo el primero.