Si te digo que pienses en Los Pelayos y me digas la primera palabra que te viene a la mente, estoy segura casi al 100%, que esta sería “ruleta” o “casino”. Sin embargo, Gonzalo García-Pelayo y su familia, que en el año 2012 ganaron una fortuna en casinos de todo el mundo estudiando el funcionamiento de la ruleta, se han pasado ahora al mundo de las criptomonedas.

En enero de este año arrancó Mind Capital, una empresa que dice ofrecer a aquellos que inviertan dinero en ella un 1,5% de beneficios diarios sobre la inversión mediante el uso de algoritmos. El algoritmo compra y vende de manera automática los activos en el momento idóneo para conseguir la máxima rentabilidad posible. Parémonos aquí: 1,5% de beneficios diarios pero, ¿es esto posible en el cripto world?

Junto a lo jugoso de su oferta, la empresa ha sido catalogada en numerosos sitios como scam, no tiene licencia de la CNMV (incluso aparece en su lista negra) y además, cuenta con un sistema de referidos que recuerda a un sistema Ponzi, aunque ellos defienden que se trata de un modelo basado en el marketing multinivel, mejor conocido como Network Marketing.

He hablado con ellos, con Gonzalo García-Pelayo, con su hijo y con el equipo de Mind Capital para que me cuenten cómo funciona su sistema, pero también he hablado con varios expertos en el sector y con los propios inversores de la plataforma para saber qué es realmente y si es oro (o bitcoin) todo lo que reluce.

¿Qué es Mind Capital?

Si vamos a su página web veremos que se trata de una empresa dedicada al arbitraje Cripto-FIAT. Para entenderlo fácilmente, ellos compran una criptomoneda barata y la venden más cara con el dinero de las personas que invierten y estos, pasados tres meses, pueden retirar la aportación y también los rendimientos obtenidos. A partir de los 90 días se pueden retirar los beneficios obtenidos diariamente.

 ¿Quién hace las operaciones? Según su web una tecnología (entendemos que un bot) que “estudia en tiempo real la evolución de los principales criptoactivos y su precio de venta en diferentes divisas para encontrar los momentos óptimos de compra y venta”. Un bot que, eso sí, solo trabaja de lunes a viernes -como si fuera un funcionario- y aquí entra una de las primeras incógnitas. Según me dice la empresa trabajan con bots y brokers a la vez, de ahí que tengan esos horarios.

Por otro lado, la inversión inicial para poder operar con Mind Capital era previamente de 100 dólares; ahora esta cantidad ha bajado (en la últimas semanas) a 40 dólares. Hace dos semanas, cuando empecé a escribir este artículo, la empresa usaba USDC, una criptomoneda que siempre equivale a un dólar para las operaciones, pero como vehículo de pago usan el bitcoin. Ahora ya no hay ni rastro de USDC en la web sino que en su lugar utilizan una criptomoneda privada, un tóken, -que dicen también equivale a un dólar- y que se llama MCcoin.

[Imagen promocional del McCoin que, por cierto, pertenece a McDonald’s]

En la web no dan ninguna explicación de por qué este cambio, la única referencia que he encontrado ha sido de parte de uno de los miembros de su grupo de WhatsApp interno, que dice esto al resto del grupo: “ante los movimientos y anuncios de los bancos centrales sobre las stable coins, el uso de MCcoin, exclusivamente interno, nos garantiza la consolidación del Proyecto MindCapital”.

En general la web no ofrece demasiada información sobre el proyecto, digamos que pasa bastante de puntillas por los aspectos técnicos. Además, invertir es tan sencillo como apostar en una casa de apuestas online, para que os hagáis una idea, el proceso es más simple que comprar en Amazon un producto cualquiera. Otra cosa que no termina de convencerme de la web son las múltiples referencias a la figura de Pelayo, casi a modo falacia de autoridad, recalcando mucho sus apariciones en televisión y cine, ¿pero esto no iba de ganar dinero con criptomonedas? ¿Qué tiene que ver Pablo Motos?

Sistema de referidos, el aroma a Ponzi

Si hay otro aspecto de Mind Capital que le ha hecho ponerse en el punto de mira es, sin lugar a dudas, el sistema de referidos con el que cuenta. Este sistema, en el que ganas más o menos dependiendo de la gente que reclutes para que se una a la empresa, es común en todas las MLM (ojo, una MLM puede ser perfectamente legal) y en aquellas “empresas” que cuentan con un sistema Ponzi.

De esto me habló la primera persona con la que tuve toma de contacto en lo referente a Mind Capital, Óscar Casas, alguien que lleva con la empresa desde que esta arrancó en enero de este mismo año y que tiene un 15% de su participación. Casas me explicó que los conoció porque él y un amigo suyo buscaban empresas en el sector blockchain e hicieron una investigación concienzuda de lo que había en el mercado hasta que descubrieron la empresa de Pelayo y vieron que “era una opción muy interesante”.

[Esquema piramidal sobre el que se basa el sistema Ponzi]

Según Casas, él siempre parte de la premisa de que todo es una estafa y me dijo que el sistema de referidos que tiene Mind Capital no era lo que realmente hacía a la gente ganar dinero. Me dijo que con este sistema el 65% del beneficio que saque el bot con las operaciones va íntegro para los inversores. Del 35% restante, Mind Capital se queda el 15% y el 20% va para referidos.

Reclutan o no reclutan, esa es la cuestión

Uno de los puntos clave en todas las estafas Ponzi es el reclutamiento, si bien Mind Capital no habla de esto en su web, ni en sus vídeos, en su canal de Telegram y su grupo de WhatsApp se hacen bastantes alusiones al tema e incluso, tienen un dossier para estos efectos llamado “¿Te has planteado
cómo conseguir un buen equipo? Guía básica para conseguir referidos” con todo el material para responder a preguntas frecuentes como “¿es un esquema Ponzi?”, “¿qué pasa con Hacienda?” o “¿por qué no está en la CNMV?”.

Para saber con más exactitud si Mind Capital insistía de alguna manera a los inversores en el asunto de los referidos, hablé con Alejandro Fernández, redactor de tecnología y actual inversor en Mind Capital. Alejandro me contó que los conoció por un amigo en marzo, que entró por este, pero que él no ha metido a nadie y que “todo lo que entra es gente súper joven como yo, de media unos 20 años”.

Asegura que si bien desde la empresa no les hablan directamente de que hay que buscar referidos como algo obligatorio, sí que “insisten mucho en que nos abramos perfiles en redes sociales y demos publicidad. Incluso nos dan el material para que lo hagamos”. Además, me explica que aunque saques toda tu aportación, sigues cobrando tu 20% de referidos día a día. Es decir, que los referidos no tienen tanto peso, pero tienen mucho peso.

¿Qué dicen los Pelayos de todo esto?

Tuve la suerte de poder hablar con Gonzalo García-Pelayo, con su hijo Oscar García-Pelayo y con dos personas de la empresa, Rubén Arcas y Cristina Kelly López.

Me contaron cómo nació la empresa, algo que ya cuentan la web, pero también me respondieron a algunas preguntas espinosas:

-Rewisor: ¿Por qué la CNMV no os ha dado la licencia para realizar operaciones financieras y os tiene en su lista negra de “chiringuitos financieros”?

-Gonzalo García-Pelayo: Es muy difícil que nos den una licencia que nosotros no hemos pedido, además de porque ellos no tienen capacidad para dárnosla. Es como si a Estados Unidos le quiero pedir una licencia que solo da Alemania. Los criptoactivos se consideran objetos, no se consideran dinero, y la CNMV solo tiene potestad para responder ante dinero real. No es una deficiencia nuestra, es más bien una deficiencia de ellos que no tienen capacidad para otorgar licencias para manejar criptoactivos.

[Gonzalo Garcia Pelayo, foto obtenida de la web mind.capital]

Rewisor: ¿Por qué la empresa está registrada legalmente en Estonia y no en España?

-Gonzalo García-Pelayo: Estonia tiene la capacidad de dar licencias específicas para este negocio, por eso estamos allí. Los Pelayos hemos tenido durante muchos años una casa de póker y el Estado español no tenía capacidad para dar licencias a casas de póker como sí la tenía Malta o Gibraltar. Nosotros estuvimos trabajando con una de Gibraltar hasta que posteriormente España tuvo esa potestad; así es cómo podría ocurrir, que en el futuro hubiera una licencia española para el manejo de las criptomonedas, pero eso ahora mismo no existe. Ahora mismo no podemos trabajar en nuestro país esa parte de la empresa, aunque sí tenemos otra parte, la del desarrollo de software que está legislada en España.

Rewisor: ¿El hecho de que la CNMV os tenga en la lista negra os afecta para el negocio?

-Ramón Arcas: Hombre claro que ha ocurrido, pero es que la publicación de advertencia de la CNMV no creo que sea un acto espontáneo de ellos. Es decir, si te fijas el artículo de Expansión (que nos tacha de chiringuito financiero) apareció justo un día después de nuestro evento de lanzamiento y en el que hablábamos de nuestros rendimientos. Estamos hablando de unos rendimientos que le escuecen a otras compañías de la competencia. Además, se publicó el mismo día de la advertencia de la CNMV, con lo cual parece que hay una tercera parte que quería que la CNMV se manifestara en contra de nosotros, perjudicar nuestra reputación y perjudicaros comercialmente.

Gonzalo García- Pelayo acabó la conversación contándome que se le ocurrió esta idea de negocio en 2017, comparándola con las apuestas y los dados. “Fundamentalmente, todo lo que he hecho en la última parte de mi vida está relacionado con el juego, encontrar una oportunidad en la que una apuesta tiene un posible pago mayor que su probabilidad”. Asegura que cuando se acercó al mundo de las criptomonedas en el año 2017 vio tal cantidad de cruce de operaciones que tuvo clara la idea de negocio.

Los expertos no terminan de verlo

Hasta ahora hemos visto de qué va esto de Mind Capital y también qué dicen ellos mismos ante las acusaciones de scam, pero para poder cerrar el círculo necesitaba también la opinión de gente experta en la materia.

He contactado con dos profesionales a nivel mundial en formación y asesoramiento en blockchain y criptomonedas, ambos quieren mantener su identidad en el anonimato, pero esto es lo que me contaron:

Ethereum-es-otra-de-las-criptomonedas-más-famosas-y-usadas

Experto A: “El problema de esta plataforma y en general de las criptomonedas, es que todas tienen mucho riesgo por la volatilidad que tienen, así que ofrecer una rentabilidad concreta y fiable como la que ellos venden es imposible. Lo que hacen para justificarse es decir que hacen arbitraje, pero este arbitraje no es tan fácil, porque depende de la cantidad que manejes, estás moviendo el dinero en diferentes sitios y eso puede ser un problema”. 

“Además, es imposible demostrar que no hacen lo que dicen, pero si el pago de beneficios fuera automático se pagaría cada día, lo que me hace pensar que alguien está cambiando el dinero a mano y por eso los fines de semana no pagan…”

“Por otro lado, dicen que todas las operaciones que hace el bot de arbitraje (compra y venta) aparecen en la blockchain con un hash. Esto es completamente falso porque las operaciones internas de un exchange no van a través de ninguna blockchain, sino a través de una base de datos se pueden pasar a través de una API o de los archivos CSV, ya que es la única manera de conocer las operaciones que se hacen en un exchange, porque si no, cualquiera sabría lo que cualquiera hace dentro de un exchange”.

“Nos intentan vender la moto de que sus operaciones se pueden seguir a través de un hash, pero lo único que se puede seguir mediante un hash son las transacciones, los trades no llevan hashes”.

Experto B: “Pinta muy mal. De primeras no hay info de donde está la empresa, ni el algoritmo que usan. Luego lees el aviso legal y tienen un sistema de referidos, por no hablar de que la CNMV les puso en el listado de compañías de riesgo.

“En mi opinión, este negocio es básicamente meter dinero y apostar. Es un modelo muy arriesgado para gente que no tiene ni idea de cripto, ni siquiera te dicen dónde invierten y al final los beneficios vienen de los referidos, hasta el día que no tengan más pasta, cierren el chiringuito y digan adiós como hizo Bitconnect. Sinceramente meto a Mind Capital dentro del grupo Ponzi junto a Kualian y Arbistar, con lo que tarde o temprano acabará cerrando con mucha pasta dentro; es como jugar a la ruleta rusa”.

Y vosotros, ¿qué opináis? ¿Es Mind Capital como jugar a la ruleta rusa? ¿O es, como la especialidad de los Pelayos, la ruleta americana?

*Nota del editor: algunos nombres han sido modificados para preservar la privacidad de las fuentes.