Parece algo que lleva con nosotros desde siempre, pese a su nombre en inglés. Lo vemos natural e, incluso, como un derecho que tenemos como compradores. Nuestro Black Friday, o lo que es lo mismo, el día ese a finales de noviembre en el que se hacen esos descuentos tan grandes. Incluso nuestros padres te hablan de ese día, porque están viendo de cambiar la televisión del salón. Lo tenemos interiorizado… pese a que en nuestro país desembarcase hace menos de 10 años.

El origen de este esperado día, por supuesto, es norteamericano (si no de qué iba a ser en inglés el nombre), y poco o nada tiene que ver con el sentido de descuentos y ofertas que tenemos en mente.

[La orgullosa y trabajadora ciudad de Filadelfia – Crédito: Unplash]

El nombre de Black Friday se originó en la ciudad de Filadelfia (Pensilvania, Estados Unidos) en la década de los 60, y era el término que utilizaban los guardias de tráfico el día después de Acción de Gracias, ya que la ciudad se llenaba de gente y el tráfico era horroroso. Como bien sabéis, Acción de Gracias es siempre el cuarto jueves de noviembre y, por consecuencia, el Black Friday es el día siguiente, o lo que es lo mismo, el último viernes de noviembre.

Esta terminología se empezó a popularizar en 1966 por todo el estado y en 1975 ya se usaba en todo Estados Unidos. Pero aquí viene un giro en la historia, ya que hay otra explicación a todo esto que justifica el nombre de Black Friday por las cuentas de los comerciantes, las cuales pasaban de números rojos a números negros, ya que ese día se hinchaban a vender.

Y, como antes os decía, en España el Black Friday es algo relativamente moderno, pese a que parezca que lleva con nosotros toda la vida. Primero porque es una festividad que se corresponde con Acción de Gracias (festivo que fuera de Estados Unidos no existe), y segundo porque nosotros ya teníamos nuestros días de ofertas (cómo olvidar la semana fantástica del Corte Inglés).

Pero, como pasa con todo lo que viene de allende los mares, en nuestro país (y en Europa) el concepto ha arraigado con muchísima fuerza, siendo uno de los días en los que más facturan las tiendas de toda España.

[Sale, o lo que es lo mismo, rebajas – Crédito: Unplash]

Como curiosidad, la primera cadena de tiendas que en España hizo campaña de Black Friday fue MediaMarkt en el año 2012.

La entrada de Amazon en nuestro país, el crecimiento brutal de PcComponentes, el despunte del ecommerce y otras variables que se nos escapan (globalización le llaman) ha convertido en casi un día sagrado para millones de compradores en todo el mundo. Así que haré lo que es pertinente: y tú, ¿qué te vas a comprar en el Black Friday?