Si bien es cierto que este 2020 está siendo el peor año para el turismo (que nos lo digan a España), hay compañías que miran más allá, y como viajar a Filipinas es muy guay pero está muy visto, el siguiente paso es llevar a sus clientes a lugares aún más exóticos como, por ejemplo, el espacio. Sí, hablamos del turismo espacial, una realidad que tenemos a pocos años vista.

Nos pasamos el día hablando de los planes de Elon Musk y su SpaceX, pero hay otras empresas que están en la batalla espacial, y una de ella es Virgin Galactic, la división de la emblemática aerolínea británica Virgin cuyo fundador, Richard Branson, seguro que os suena de algo. ¿Y por qué nombramos a esta? Pues porque ya tenemos fotos de su SpaceShipTwo, la nave que llevará a sus clientes al espacio.

[Imagen conceptual de la cabina del SpaceShipTwo – Crédito: Virgin]

Concretamente hablamos de la cabina donde irán los futuros viajeros y desde donde podrán ver la Tierra desde un montón de ángulos y desde casi todas las posiciones, ya que si subes allí arriba es para ver nuestro planeta de la mejor manera (por supuesto, todo el viaje será grabado desde muchos ángulos y en 4K para que los viajeros tengan un bonito recuerdo del que presumir a su vuelta).

Como observamos en las fotos la cabina de la SpaceShipTwo tendrá dos filas de asientos en paralelo donde hasta un máximo de 12 pasajeros podrán disfrutar del viaje (no será como volar con Ryaner, como veis) fuera de la Tierra, ya que la nave se alejará lo suficiente como para salir de nuestra atmósfera.

[Resumen del vuelo de la nave desde su salida a la reentrada – Crédito: Virgin]

Además de las grandes ventanas en forma de ojo de buey y los amplios asientos, la cabina irá llena de agarraderas para que los viajeros puedan moverse con soltura en el entorno de baja gravedad que disfrutarán allí arriba (si bien no se alejarán tanto como para tener gravedad 0). Pero lo importante es que se sentirán casi como un astronauta en la Estación Espacial Internacional.

Eso sí, todo lo que nos han enseñado es un decorado, ya que la cabina sólo está diseñada, no construida. Ese es el siguiente paso, aunque lo primero es conseguir que las pruebas de vuelo que ya están haciendo vaya a la perfección y sin fallos para continuar con los siguientes pasos.

De esta forma vemos como los planes de Virgen Galactic siguen a velocidad de crucero y os recordamos que vosotros (sí, vosotros, queridos lectores) podéis formar parte de la lista de espera que tiene la compañía para empezar a realizar sus viajes. Si tu sueño es ir al espacio tienes la posibilidad, sólo tienes que apuntarte aquí. Eso sí, os adelantamos que hay que pagar 1.000 dólares para hacer la reserva.

Ahora mismo hay unas 500 personas ya aceptadas y en lista, según aseguran desde la compañía, y que los precios iniciales de estos vuelos son de 250.000 dólares por viajero. Aunque esperan que el costo del billete vaya bajando conforme se vaya normalizando el sector (competencia y mayor número de vuelos al año, ya sabéis). El turismo espacial está a punto de empezar.