¿Quién iba a decirnos que podríamos escribir los versos más tristes este año? Sin embargo, ya podemos despedirnos de este año y qué mejor manera de hacerlo que a través de la poesía.

Universal Poem es el nombre de esta iniciativa que pretende escribir el poema más largo del mundo. Un poema escrito por todos los seres humanos que viven ahora y “los que nazcan después y después, hasta el fin del mundo”. Un poema colectivo, donde cada humano, represente un verso, “porque todos llevamos un verso dentro, hasta la palabra Universo lo lleva”, como explica Pepe Olona, fundador de la librería Arrebato Libros y uno de los creadores del proyecto junto con Peru Saiz Prez, Fabio de la Flor y Jorge Álvarez, creadores de POETAS.

Esta idea surge con el festival POETAS y el apoyo de Versópolis, plataforma europea de festivales de poesía, debido a su incapacidad de poder celebrar otra edición este año a causa de la pandemia del Coronavirus: “en este año en el que hemos estado por primera vez toda nuestra generación, la de nuestros padres y la de nuestros hijos, en todo el mundo, separados y aislados, nos parece el momento adecuado para que Universal Poem nos una y nos dé un reflejo de quiénes somos”.

Participar en este poema universal es sencillo y se puede hacer de distintas maneras. Se puede acudir directamente a la página web del proyecto, en la parte de abajo del poema podrás añadir tu aportación. También se puede escribir a través de Twitter, añadiendo al final de tu verso el hashtag #escribeup. Por último, se puede escribir un mensaje al número +1 251 758 3820. La única regla es que el verso tiene que ser de 70 caracteres o menos, pero se puede escribir en cualquier idioma y puedes expresar lo que quieras. Como dicen en Universal Poem “Un verso no deja de ser una frase, una sensación, una idea, una emoción”.

Este proyecto no se quedará únicamente en la creación del poema. Universal Poem planea para el futuro colocar pantallas en espacios públicos, bibliotecas, museos, ayuntamientos para que todo el mundo vea el poema y pueda participar en el momento. “Es una campaña de recaudación de versos. Nuestro objetivo principal es llegar a las diferentes comunidades para que todos los seres humanos tengan la oportunidad de expresarse”. También realizarán talleres en bibliotecas de distintos países para que pequeños y mayores puedan descubrir mejor la poesía. “Este proyecto lo que busca es sacar ese universo que tiene todo el mundo dentro. Aunque, a veces, se vea a la poesía como algo demasiado sagrado y lejano, todo el mundo puede escribir su verso”. A la página web, además, se le añadirá un mapa mundial para poder saber de dónde es cada verso y ver qué países y ciudades aportan más al poema.

La campaña se inició el 30 de diciembre de 2020 con el verso “Tengo ligramas en las marachas”, escrito por Dadá Saiz, hija de uno de los creadores del proyecto. Esa frase es lo que solía decir de pequeña cuando tenía lágrimas en las mejillas. Tenían claro que querían que el poema empezara con el verso de una niña y vieron idóneo que lo empezara ella por el movimiento artístico que le da nombre. Al fin y al cabo, este proyecto tiene el objetivo de sacar a la luz el universo propio de cada persona “y ver un poco, al cabo de los años, la evolución de la humanidad”.

Acabar un año y empezar otro siempre es motivo de celebración, pero haciéndolo con poesía siempre es mejor. El poema universal, tras un día y medio en activo, lleva ya más de 1800 versos y muchos más que tendrá con este año nuevo que empieza. Nosotros nos despedimos hasta el año que viene, pero os dejamos con esta estrofa de Rosalía de Castro que tan bien resume este 2020:

Hora tras hora, día tras día,

Entre el cielo y la tierra que quedan

Eternos vigías,

Como torrente que se despeña

Pasa la vida.

¡Feliz 2021!