A Elon Musk le encanta ser el centro de atención. Siempre. Eso no nos pilla de nuevas. Y además es algo excéntrico. Es algo común entre los genios y, el bueno de Elon Musk, lo es. Por eso no podíamos dudar ni un segundo de que si alguna vez tenía un hijo su nombre daría de qué hablar… el problema es que de hablar precisamente porque es impronunciable.

El multimillonario sudafricano ha tenido un hijo con la artista Grimes, por si no sabíais de qué hablábamos, y al recién nacido le ha puesto un nombre de lo más original, si bien podría considerarse fórmula matemática y si no me crees aquí lo tienes: X Æ A-12 Musk.

Ante la sorpresa de todo el mundo, la artista salió a justificar el nombre del bebé a través de un tuit donde desglosaba las diferentes letras: “X es la variable desconocida, AE es la ortografía élfica de Ai (amor y/o inteligencia artificial) y A-12 es el precursor del SR-17 (nuestro avión favorito) que no tiene armas, ni defensa, sólo velocidad. Bueno en la batalla, pero no es violento. Y la A es por la canción Archangel, mi favorita“.

Una vez que teníamos esta cuestión resulta tocaba otra igual de importante (o más), y esa era la de: ¿cómo se pronuncia X Æ A-12 Musk sin no ahogarte en el intento?

Pues bien, ahí vino su otro progenitor, el cual lo desveló en el programa de Joe Rogan que aquí os enlazo, para que así podáis aprender a pronunciarlo. Musk dijo que el nombre de su hijo se pronuncia “X Ash A 12”, en inglés, claro. Ya que la X es sólo una “X” y la A-12 es también “A 12”, la “Æ” que se pronuncia Ash (ceniza en inglés).

Una vez aclarado los temas del origen y de la pronunciación tan sólo nos queda desear al niño de Musk y Grimes una infancia feliz y llena de amor, aunque sin duda la excentricidad de sus padres podría valer para unas buenas memorias dentro de unos 20 o 30 años. Tiempo al tiempo.